No realizaba una ruta por encima de los 4000 metros desde Julio y como que ya me estaba empezando a relajar, así que decidí mandarme por la clásica ruta a la laguna Rapagna, buena ruta para entrenar donde se combinan la altura, el nivel algo exigente de la ruta y estar rodeado de la naturaleza. Programé la salida y el sábado estábamos en la tarde listos para salir desde Chosica con destino a San Mateo, casi dos horas de viaje y llegamos cerca de las 8 de la noche, hospedándonos en el Patrón luego de coordinar desde Lima la disponibilidad del mismo.

Aprovechamos para comer algo y descansar para levantarnos temprano al día siguiente, algunos se quedaron viendo la pelea de Jonathan Maicelo y cerca ya de las 11 de la noche a pegar la cabeza a la almohada, los últimos en llegar a San Mateo lo hicieron cerca de la 1.30 de la mañana así que a levantarse para ir por ellos y a seguir durmiendo. 5 de la mañana y todos de pie para alistarse e ir a tomar el respectivo desayuno. Tras unos 20 minutos los colectivos llegaron a nuestro hospedaje para llevarnos a Rio Blanco, dejamos algunas cosas en el hospedaje y enrumbamos por la carretera central hacia el inicio de nuestra caminata.

Foto Grupal en Rio Blanco
Foto Grupal en Rio Blanco

Eran cerca de las 6.40 de la mañana, luego de la clásica foto grupal en Rio Blanco se iniciaba la caminata, primer obstáculo a pasar la trocha carrozable y ya algunos tenían signos que no la pasarían tan bien durante el trek, pero a pesar de esto continuaron caminando y luego de un poco más de una hora de camino llegamos a la altura de la cabaña de Don Carhuavilca Carlos, un viejo conocido de la ruta, quien se encontraba trabajando en su chacra y al cual saludamos cortesmente. Desde aquí tomamos el caminito de poblador dejando la trocha carrozable que sigue subiendo el cerro para dirigirnos hacia el bosque de piedras el cual es un bonito lugar donde se puede acampar tranquilamente.

Aquí debíamos superar un par de subidas para adentrarnos ya a la quebrada Chueco, luego de ganar un poco más de altura empezando la ruta por un camino relativamente tranquilo y que cruza la estancia de Don Carlos, dueño del lugar y de la laguna Rapagna pero que en esta ocasión no pudimos verlo. El clima era cambiante ya que por ratos se asomaba el sol para luego nublarse y correr un viento helado que obligaba a abrigarse, ya no faltaba mucho, solo la última subida que hizo zapatear a más de uno, ya que después de caminar un buen trecho en subida y por el cansancio propio de la distancia de la ruta y más la altura a muchos subir estos últimos 100 metros les resultó complicado.

Mientras ibamos subiendo empezó a caer un poquito de nieve, apenas y se veía algo pero duro muy poco, la subida se iba haciendo pesada pero ya no faltaba mucho para terminar, estando la laguna tan cerca y tras unos metros más de caminata luego de llegar a lo más alto el mirador estaba frente a nosotros permitiendo poder apreciar la laguna Rapagna, el GPS marca los 4562 msnsm desde el mirador, al frente se pueden apreciar las montañas Putca y Lichicocha y más atrás aún el Huayracancha.

Foto grupal en Rapagna
Foto Grupal en Rapagna

El cielo a ratos se despejaba un poco para dar paso al sol aunque como en su gran mayoría se encontraba nublado no se pudo apreciar la belleza de la laguna al 100%, llegar hasta aquí tomó cerca de 4 horas y ahora a descansar un rato y a tomar fotos. Aún faltaba llegar un grupo que se había retrasado un poco así que decidí ver donde estaban y darles ánimos para que continuen y cerca de las 12.45 llegaron los últimos. En total participaron 19 personas de esta salida logrando llegar a la alguna 16.

Unas últimas fotos y era hora de emprender el regreso a la carretera, apenas iniciamos la bajada Rapagna nos despedía con una ligera granizada que de a pocos empezó a aumentar pero sin molestarnos mucho para luego pasar a llover un poco. Había que darnos prisa para evitar la lluvia y la mejor forma de hacerlo era bajando lo más rápido posible para evitar mojarnos en exceso y enfriarnos en el camino. Casi al llegar al bosque de piedras cesó la lluvia y de aquí el camino se hizo más tranquilo.

A la carretera llegamos cerca de las 4 de la tarde, los que bajaron primero abordaron los 2 colectivos que nos esperaban y se fueron a San Mateo, los que nos quedamos al final y llegamos últimos a la carretera tuvimos que esperar unos 10 minutos para que regrese uno de los colectivos para llevarnos a San Mateo nuevamente, pasando primero por el hospedaje Patrón para que la gente recogiera las cosas que dejaron para luego ir al paradero de combis y tomar el carro de regreso a Chosica.

Una bonita caminata donde en grupo departimos bastante y la pasamos muy bien, no hubo mucho sol pero el clima estuvo agradable a pesar de todo, al llegar a Chosica algunos decidimos comer antes de tomar el carro que nos llevaría a Lima.

Datos a tener en cuenta:
Hospedaje en el Patrón S/.11 soles la cama (solo a grupos de montaña)
Pasaje desde Ovalo Santa Anita a Chosica S/. 3 soles
Pasaje desde Chosica a San Mateo de Huanchor S/. 5 soles
Colectivo de San Mateo de Huanchor a Rio Blanco S/. 2 soles

Más fotos de esta salida aquí

Popularity: 1% [?]